Política

La dictadura se escuda en la ideología, los jóvenes en internet

Washington. Las autoridades cubanas cortaron el acceso a las principales plataformas de redes sociales para intentar detener el flujo de información ante las manifestaciones contra el gobierno, dijo una organización de monitoreo web

Washington. Las autoridades cubanas cortaron el acceso a las principales plataformas de redes sociales para intentar detener el flujo de información ante las manifestaciones contra el gobierno, dijo una organización de monitoreo web.

Los datos del grupo NetBlocks, con sede en Londres, mostraron interrupciones desde el lunes en WhatsApp, Facebook, Instagram y también en algunos servidores de Telegram.

El gobierno puede interrumpir el acceso a través de la estatal ETECSA (Empresa de Telecomunicaciones de Cuba) y el único servicio de comunicaciones móviles Cubacel, según NetBlocks.

NetBlocks dijo que algunos cubanos pudieron sortear las restricciones mediante el uso de redes privadas virtuales o VPN.

En menos de tres años ha cambiado el panorama en Cuba. El internet móvil fue el domingo el gran aliado de las protestas contra el gobierno y no resulta extraño que su acceso haya sido cortado rápidamente.

“Todo lo que pasa en Cuba desde un tiempo hacia acá y lo que va a seguir pasando, porque evidentemente van a seguir sucediendo cosas, todo es partir de internet”, explica Abraham Jiménez, periodista independiente y columnista del Washington Post.

El domingo, cuando los habitantes del pequeño pueblo de San Antonio de los Baños, a una treintena de kilómetros de La Habana, comenzaron a marchar al grito de “!abajo la dictadura!”, esas imágenes fueron transmitidas en directo por Facebook.

Y se propagaron de inmediato. “De pronto, como la gente empezó a ver eso, (…) empezó a salir para las calles en el resto de las ciudades”, añade Jiménez. En pocas horas, unas 40 protestas se contaron en toda la isla y todas fueron ampliamente difundidas en las redes sociales.

Hace tres años, era inimaginable.

Durante décadas uno de los países menos conectados del mundo, Cuba no dejó entrar la internet móvil hasta diciembre de 2018.

Para entonces, una minoría de los habitantes de la isla tenían internet en sus hogares. El resto sólo podía conectarse en cibercafés o en parques wifi, con una tarifa por hora.

El éxito fue asombroso. De los 11.2 millones de habitantes que tiene la isla, 4.4 millones navegaban desde sus teléfonos a finales de 2020.

No habrá intervención El presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado estadounidense, el demócrata Bob Menéndez, descartó el día de ayer una intervención militar de Estados Unidos en Cuba.

“No vamos a tener una intervención militar en Cuba“, aseguró a periodistas el veterano senador de origen cubano, actualmente el latino de más alto rango en el Congreso estadounidense.

“No lo ha hecho ninguna administración republicana, ni los más anticomunistas”, dijo. “Así que vamos a dejar eso de lado porque eso es lo que quieren los fidelistas. Los que mantienen el poder en Cuba quieren promover eso. No va a haber una intervención militar en Cuba“, insistió. “Lo que sí va a haber es un respaldo al pueblo cubano”.

Archivado en:

Cuba acceso a internet dictadura Redes Sociales