Uncategorized

Idea Genial – Portal de Ideas | Un proyecto pionero ayudará a las mujeres a abandonar la prostitución

En el mayor escenario de la prostitución de España se abre una puerta y se adivina, sobreimpresa, una palabra trascendental en un lateral: Alternativa. Es el nombre perfecto para el caballo de Troya que ha introducido una ONG en el corazón del polígono Colonia Marconi de Madrid. Ha «colocado» un centro físico para, desde allí mismo, asesorarlas psicológica y jurídicamente y descolgar una «alternativa» laboral frente a sus proxenetas y clientes.

Un equipo de veinte voluntarios y seis trabajadores ofrecen a estas mujeres formación para que busquen un empleo, formularios para denunciar a sus agresores o clases de idiomas, ya que en un 80% de los casos no son nacionales . La Comisión para la Investigación de los Malos Tratos estrena este edificio, que estará en pleno funcionamiento en noviembre, como centro de «rehabilitación» de prostitutas. Y lo hace no sin ciertas dificultades, las mismas que ha encontrado ABC para permanecer en esta «zona cero» de la trata y el tráfico sexual de la Comunidad de Madrid.

En primer lugar, cómo no, predomina el miedo a «chulos» o proxenetas , siempre al acecho y camuflados a pocos metros de las decenas de mujeres que se desvisten a plena luz del día. Segundo están los clientes. En este polígono madrileño se imponen 90 de cada 100 multas a los pagadores de servicios sexuales de todo el país. Algunas meretrices están comenzando a dar parte de sus ganancias a hombres que las escoltan cada noche. Por miedo a las «brutales palizas» con que amanecen algunas de ellas, cuenta Sisi (nombre ficticio). Todas las mujeres aquí son abolicionistas, trabajadoras sociales y meretrices, a la par. Son partidarias de penalizar a los clientes y, por eso, les parece «muy light» la propuesta presentada esta semana por el PSOE en su programa electoral, reconoce Sara Vicente, responsable de los programas de prostitución de la Comisión. «Quieren abolir la prostitución, pero dejan fuera el reproche penal contundente y la persecución del proxenetismo», reprueba.