Negocios

En una semana ocho niños fueron víctimas de violencia extrema

Piloto, Aeroquest, Aeropuertos, Miami, Estados Unidos, Venezuela
PR anuncia proyecto reparación

En una semana, en el país ocho niños fueron asesinados por sus progenitores o padrastros, según los datos proporcionados por la Red Ciudadana de Prevención contra el Infanticidio. En Santa Cruz cuatro menores fueron asesinados por su padre, también en ese departamento un bebé fue encontrado muerto y con signos de violencia. En El Alto encontraron botado el cuerpo de un bebé que fue descuartizado por perros y en el trópico de Cochabamba una madre obligó a sus tres hijos a tomar veneno, uno de ellos murió.

“Un infanticidio también es un crimen de odio. Los niños son vistos como algo insignificante”, dijo Melissa Ibarra de la Red Ciudadana de Prevención contra el Infanticidio.

Agregó que para los infanticidas “los niños son basura que no sirve, su cuerpo no vale nada. Ese es el pensamiento y la concepción que tienen, ven a un niño como a un pedazo de papel que cuando ya no les sirve los pueden desechar”.

El último hecho que se conoció y que causó conmoción fue el sucedido el 16 de septiembre en Cochabamba. Un niño de dos años murió tras haber sido golpeado brutalmente por su padrastro, luego el agresor junto a su pareja trasladaron a la víctima a Chojlla del municipio Caripuyo del departamento de Potosí.

“La madre del niño fue quien lo trajo cargado en brazos, ella declaró que su esposo con amenazas hizo que traslade el cuerpo de su hijo. Estamos analizando estos extremos para ver si existe un grado de complicidad por parte de ella”, informó la fiscal departamental de Potosí, Roxana Choque.

El presunto infanticida, un hombre de 22 años, según la declaración de su pareja (19), se enfureció porque el niño hizo sus necesidades en su pantalón.

“Él le dio tantos golpes en la cabeza, puñetes en el estómago hasta hacerle vomitar. El niño tiene síndrome de maltrato, lo que muestra que no era la primera vez que lo golpeaba, esto muestra que durante toda su vida fue agredido”, explicó la fiscal.

Tras la audiencia de medidas cautelares, el juez de Instrucción Cautelar determinó la detención preventiva del acusado en penal de San Miguel de Uncía por infanticidio.

 

NIÑO VIVIÓ EN MEDIO DE VIOLENCIA

“Tengo miedo, él puede matarme, siempre me golpeaba”, declaró la madre del niño que falleció producto de una golpiza propinada por su padrastro.

La fiscal de Potosí, Roxana Choque, informó que la mujer está siendo evaluada social y psicológicamente. “Si verificamos este extremo, no se descarta que en la imputación incorporemos también violencia doméstica”. Agregó que pedirán colaboración a la Policía de Cochabamba para continuar con la investigación.

 

EL ESTADO DEBE AFRONTAR LA SITUACIÓN CON PREVENCIÓN 

Sólo en el primer trimestre de 2019, en Bolivia se reportó 12 casos de infanticidio, según los datos de la Fiscalía General del Estado.

La representante de la Red Ciudadana de Prevención contra el Infanticidio, Melissa Ibarra, mencionó que para hacer frente a los infanticidios el Estado debe promover campañas mediáticas sobre esta temática.

“Tal vez si bombardeamos a los padres y madres con mensajes de prevención y concientización logremos reducir el maltrato infantil”, señaló.

El 95% de asesinatos a niños lo cometen los padres y padrastros y el resto por un tío o pariente cercano. “Tenemos que dejar de lado el concepto de que un niño tiene que ser prefecto, obediente, tranquilo y quieto, hay que eliminar el ‘debería’ del pensamiento”, indicó.